Interés en préstamos privados: ¿Se pueden desgravar en mi declaración de la renta?

Al declarar renta y rendir cuentas a Hacienda es necesario analizar qué deducciones se pueden aplicar, sobre todo si contamos con cuentas de interés en préstamos privados. ¡Conoce aquí cuáles son, cuál es la cantidad a pagar o devolver, las bonificaciones y otros consejos!
interés en préstamos privados

Tabla de Contenido

A veces puede resultar un poco difícil obtener financiación para esos proyectos que tenemos en mente, ya sea adquirir una nueva propiedad, hacer una reforma en nuestro hogar o hasta crear una idea de negocio. Por ello, se recurren a préstamos, y con ello, a interés en préstamos privados o públicos.

Dentro de los tipos de préstamos, encontramos los públicos que son una de las grandes opciones a las que recurrimos, sin esperar que en numerosas ocasiones nos vemos bloqueados porque se presentan inconvenientes al momento de financiar nuestro proyecto. Pues, muchos de estos son adquiridos en función de la situación económica actual que tenemos.

Encontramos entonces que los préstamos privados son una buena opción para muchas personas que no pueden acceder a los públicos. ¿Quieres saber más? ¡Sigue leyendo! Y si te queda alguna duda, puedes comunicarte con Entre Trámites y te la resolvemos. ¡Podrías tener una consulta gratis!

¿Qué es un préstamo privado?

Es una alternativa de financiación válida tanto para empresas como particulares y autónomos. Por lo general, son préstamos a corto plazo, entre 6 meses a 3 años y la decisión de prestar se basa en el patrimonio y el importe de la propiedad que se presenta como garantía.

En este caso, para conceder el préstamo NO se tiene en cuenta la situación económica, ya que se realizan a través de una garantía hipotecaria, dentro de estos se incluyen casas, pisos, chalets, viviendas con o sin inquilinos, hoteles, apartamentos, etc.

Muchas personas acuden a realizar este tipo de préstamos y una de las dudas que más surge es tratar de identificar aquellos gastos que son deducibles del IRPF, una de las preguntas que se plantea con mayor frecuencia es saber si tienen la posibilidad de deducir el interés en préstamos privados.

Desafortunadamente, en la mayoría de los casos estos gastos el interés en préstamos privados NO es desgravable en la declaración de la renta. ¿La razón? Cuando se solicitan préstamos privados, estos no suponen un ingreso de cara a la renta ni incrementa el capital, por lo que NO hay obligación de declararlo en la renta y por ende supone no declararlo a Agencia Tributaria.

Un artículo del portal web La Información apoya lo dicho anteriormente al mencionar que,

Cualquier préstamo recibido no habrá que declararlo ya que no se considera ingresos, porque no incrementa el capital del contribuyente. Para la Agencia Tributaria ese importe no es similar a una pensión o nómina, ya que el contribuyente deberá devolverlo. Por tanto, los gastos asociados, de manera general, tampoco serán deducibles. No obstante, existen algunos casos concretos en los que la Agencia Tributaria permite deducir los gastos asociados al préstamo”.

¿Cuáles son esos casos? ¡Sigue leyendo! No todo es tan malo como parece, hay excepciones. Es decir, podrás deducir los gastos de comisión e interés en préstamos privados en la renta si ese dinero lo empleas en uno de los casos expuestos en el marco legislativo. A continuación detallaremos esta información.

interés en préstamos privados

Cuando puedo desgravar el interés de un préstamo privado en el IRPF

Para rendimientos de capital inmobiliario

Si tu objetivo es realizar una mejora en tu vivienda de uso habitual, podrás desgravar los intereses en la declaración de la renta. Es decir, ¿tienes pensado reformar tu casa de arriba a abajo? ¿Solo quieres renovar una habitación, la cocina o el baño y solicitas un crédito? Adelante, todos los intereses de esos préstamos son desgravables. Independientemente de la vía que uses para solicitarlo, ya sea por medio de prestamistas particulares, empresas de préstamo o bien por tu entidad bancaria.

Préstamos para la adquisición de vivienda de uso habitual

Está relacionado a las hipotecas, aunque en este caso, no son gastos deducibles si has comprado la vivienda a partir del 1 de enero de 2013. Es decir, si has destinado el dinero del préstamo para adquirirla en una fecha superior a la mencionada anteriormente, esto supone que solo está disponible para los contribuyentes que firmaron el préstamo antes del 1 de enero de 2013.

Es por ello que no queremos que esto sea una sorpresa para ti, así que debes tener en cuenta que en la gran mayoría de supuestos, los gastos derivados de los intereses de un préstamo personal NO son deducibles de la declaración de la renta.

Finalmente, reiteramos que la declaración de la renta es un trámite anual, que deben hacer todos los contribuyentes para tener en regla su situación económica frente a la Agencia Tributaria. 

¡Esperamos que esta información sobre interés en préstamos privados y cómo desgravarlo te haya sido útil!

En Entre Trámites ofrecemos diversos servicios de gestoría, asesoría y apoyo en procesos burocráticos para los autónomos y empresas, incluyendo la gestión de la declaración de renta y el manejo de tu contabilidad. Te invitamos a darle una vuelta a nuestra página web y conozcas más de nosotros.

O si tienes alguna otra duda, también puedes dejarnos tus datos a través del formulario de contacto para que te llamemos y si deseas puedes agendar una asesoría gratuita con nosotros o escríbenos a nuestro Whatsapp.

Conoce nuestros servicios

Artículos relacionados